El Unicaja ya tiene nuevo director de juego. El equipo malagueño incorpora para las dos próximas temporadas al base Marco Spissu. Internacional con Italia, a sus 26 años es uno de los jugadores emergentes del baloncesto transalpino, de hecho actualmente está disputando los Juegos Olímpicos de Tokio con su selección. El proyecto de Fotis Katsikaris suma así su segundo fichaje del verano.

Marco Spissu es nuevo jugador del Unicaja para las dos próximas temporadas. Base italiano de 26 años y 1.86 m., en las últimas temporadas ha sido uno de los jugadores más prometedores de la LEGA italiana. Nacido en la capital de Cerdeña, Sassari, se formó precisamente en el Dinamo de la localidad sarda, donde formó parte de la primera plantilla las últimas 4 temporadas. 

En la campaña 2020-21 ha sido uno de los jugadores destacados del Dinamo Sassari, con unos números en LEGA italiana de de 12.7 puntos, 5.4 asistencias, 42.1% en tiros de 3 puntos y 15.9 de valoración. En cuanto a sus actuaciones en Basketball Champions League, sus medias son muy similares, 11.6 puntos, 6.9 asistencias, 49% en tiros de 3 puntos y 15.4 de valoración. Con estos datos, Spissu terminó como uno de los mejores bases en ambas competiciones, por ejemplo terminó como máximo asistente de la competición europea y quinto en este apartado de pases de canasta en la liga transalpina.

Hay que destacar también que Marco Spissu es internacional con Italia, de hecho actualmente disputa los Juegos Olímpicos de Tokio con la selección que dirige el entrenador Romeo Sachetti. Spissu ha sido un habitual del cuadro azzuro en los últimos compromisos internacionales, de hecho, su buen papel en las ventanas FIBA de este pasado año le valió para afianzarse como fijo en el conjunto “azzurro”.