Buen arranque del equipo de Peñarroya


Primer amistoso Valencia Basket con Casademont Zaragoza en Teruel

73

Primer amistoso Valencia Basket con Casademont Zaragoza en Teruel

88

Casademont Zaragoza 73: (12 – 20 – 17 – 24)

San Miguel (5), Mobley (8), Yusta (4), Okoye (11), McLean (10), VanWijn (4), Cook (7), Vila (8), Font (2), Hlinasson (2), Garcia (2).

Valencia Basket 88: (31 – 14 – 23 – 20)

Dimitrijevic (6), Puerto (10), Pradilla (8), Ferrando (10), Van Rossom (8), Bressan (4), Dubljevic (20), Jimenez (8), Hermannsson (2), Vila (0), Rivero (10), Bellver (2).

RESUMEN DEL PARTIDO

Casademont Zaragoza y Valencia Basket se enfrentaron ayer en el pabellón Los Planos, de la ciudad de Teruel en el que ha sido el debut esta pretemporada del equipo taronja, enfrentándose al que fuera su técnico hasta hace más o menos 2 meses, Jaume Ponsarnau, ahora a los mandos del equipo zaragozano. En el estreno de Peñarroya como técnico taronja, se vieron varias cosas, sobretodo positivas, pero no adelantemos acontecimientos.

En primer lugar, hay que decir que los valencianos llegaban a Teruel con varias bajas sensibles y muchos canteranos. Aun así, al equipo no le faltaron ganas ni hambre de victoria, aunque por momentos si le faltó experiencia y oficio, fruto de la juventud de muchos de los integrantes de la expedición levantina.

Aun así, basándose en una gran intensidad defensiva y el gran acierto exterior de Van Rossom, que inauguró el marcador con un triple marca de la casa, el equipo de Peñarroya empezó a abrir las primeras brechas. El estilo de juego rápido y atlético le va como un guante a Jaime Pradilla, titular en este partido, que dejó algunas jugadas espectaculares que demuestran que a poco que Peñarroya confíe en él y siga por este
camino, podemos estar ante el año de su explosión definitiva.

En cuanto a los fichajes, solo dos debutaron en la tarde de ayer. El cubano Jasiel Rivero y el macedonio Nenad Dimitrjevic. Rivero salió con muchas ganas de gustar y aportar cosas al equipo, pero un poco precipitado. Aún así, acabó siendo el segundo anotador del equipo con 12 puntos.

Van Rossom cometió su tercera falta personal, lo que le relegó al banquillo y dió la oportunidad a Dimitrjevic, que demostró que aun necesita acoplarse, pero al que se le vieron cosas muy buenas y muy cómodo en la dirección del equipo.

Su tándem con Hermansson, cuando coincidieron los dos en pista,
demostró que puede ser una opción muy interesante en el juego del equipo a lo largo de la temporada.

Los primeros minutos del segundo periodo evidenciaron una bajada en la intensidad defensiva aprovechada por los hombres de Ponsarnau para recortar la ventaja que al final del primer periodo ya era un sonrojante 12-31, para los valencianos.

En este periodo pudimos ver en acción a otra de las jóvenes perlas de la Alquería, el argentino Gonzalo Bressan, que tuvo un par de acciones destacadas en defensa, sobretodo al colocarle un espectacular tapón a Jamel Maclean cuando éste intentaba acabar un contraataque con un mate en carrera.

Al descanso, el marcador reflejaba un 32-45 favorable al valencia, fruto más de la relajación y la bajada de intensidad de los taronja, que del mérito zaragozano.

En el inicio del tercer periodo, las pérdidas de balón y las continuas
desconexiones defensivas seguían lastrando a los valencianos, que vieron como el Zaragoza se ponía a 11 puntos de diferencia (43-54 en el minuto 4 del tercer periodo).

Un tiempo muerto de Peñarroya en ese momento propició un parcial de 5-0 tras triple de Van Rossom y canasta al contraataque de Jasiel Rivero, que si bien no sentenciaron el partido si que alejaron definitivamente a los fantasmas.

A partir de ese momento, al equipo de Peñarroya le bastó con apretar los dientes en defensa cada vez que Zaragoza amenazaba con acercarse a través de jugadas aisladas de Santi Yusta, Omar Cook o Stan Okoye, de los más destacados ayer en el cuadro maño.

Finalmente 73-88, buenas sensaciones, gran actitud e intensidad defensiva, buenos detalles de los dos fichajes nuevos que debutaron ayer y la sensación de que con Peñarroya los jóvenes pueden ser importantes en este equipo y que el estilo del entrenador catalán y su nivel de exigencia puede hacer que este equipo, una vez esté al completo y con sus piezas bien engrasadas, puede dar muchas alegrías. El tiempo lo dirá.


MÁS Y MENOS

Primer amistoso Valencia Basket con Casademont Zaragoza en Teruel
LOS MÁS

Bojan Dubljevic

Jaime Pradilla

Primer amistoso Valencia Basket con Casademont Zaragoza en Teruel
LOS MENOS

Nenad Dimitrijevic

Josep Puerto


GALERÍA DE FOTOS

Fotos: Miguel Angel Polo