Camino a la Supercopa LF Endesa (IV): Valencia Basket

Camino a la Supercopa LF Endesa (IV): Valencia Basket

Otro de los grandes favoritos a conseguir este título de Supercopa LF Endesa 2020 es Valencia Basket. Al igual que Gernika, debuta en la competición y eso supone una oportunidad de oro para poder conseguir un título y consagrarse como uno de los equipos fuertes en la competición doméstica.

Valencia Basket llega a Bilbao cargado de ilusión y con un gran proyecto que será puesto a prueba en la semifinal del sábado. El conjunto taronja, dirigido otro año más por Rubén Burgos, se ha reforzado con jugadoras de muy alto nivel, como son las nacionales Cristina Ouviña, Raquel Carrera y Laura Gil y con talento extranjero, como son Laura Juskaite, Celeste Trahan-Davies y su fichaje estrella, Rebecca Allen.

En declaraciones previas a la participación en Supercopa, uno de los fichajes de este año, la lituana Laura Juskaite atendió a los medios y comentó que el equipo está mejorando mucho a cada día que van trabajando y que han tenido una buena preparación: “Los entrenadores nos están dando mucha información sobre nuestro rival y estamos mejorando nuestro juego. Vamos por el buen camino así que estamos preparadas para el partido”. También destacó lo rápido que se ha cohesionado el equipo y la adaptación de las últimas jugadoras en llegar: “Creo que nos entendemos bien las unas con las otras y nos apoyamos entre nosotras. Todo va bien. Bec Allen llegó hace unos días, pero ya está integrada en el equipo”. Por último, comentó que “tengo muchas ganas de jugar mi primer partido en España. Estamos trabajando mucho y espero que sea un buen inicio de temporada para el equipo”.

   

Otra de las jugadoras de Valencia Basket, Leticia Romero también hizo unas declaraciones a la prensa en el Media-Day celebrado en L’Alquería del Basket, previo a la disputa de la semifinal de la Supercopa. La jugadora canaria, que jugará su primer partido oficial 10 meses después de lesionarse, comentó que “Llevo muchísimo tiempo esperando este momento, el volver a la pista, y creo que también me hace ilusión por el equipo que hay. Por cómo ha ido el año me veo bien también y creo que estoy preparada y con muchas ganas de que llegue el sábado”. Sobre la cohesión del equipo, opinó que ve al equipo “muy bien” y que los nuevos fichajes “se están adaptando súper bien”. También añadió que “creo que el equipo este año tiene mucha energía, todas nos vamos a ayudar. Cambia bastante pero se nota en los entrenamientos la intensidad. Lo que se ve por ahora es muy bueno”. Terminó diciendo que el enfrentamiento con Gernika “será un partido bonito en el que los dos equipos vamos a ir sobradas en ganas”.

También habló el técnico taronja, Rubén Burgos, que comentó que “las jugadoras llegan con muchas ganas porque han pasado seis meses desde que se parara la competición”. “El equipo ha trabajado de forma individual y ha completado la pretemporada. Ahora lo que nos toca es competir con muchas ganas y con deseo de ver qué nivel tenemos a día de hoy”.

Pese a que el equipo llega con los deberes hechos habiendo estudiado a todos los posibles rivales y no solo el de semifinales, Burgos recuerda que “nuestro planteamiento es el día a día, el mejorar, el crecer. Estamos en una línea ascendente de trabajo y nos quedan muchísimo todavía por construir. Tenemos ilusión y ambición pero somos prudentes porque en frente tenemos a los mejores equipos de la temporada pasada. Esperemos que sean buenos los enfrentamientos, que el público que pueda estar disfrute y el que lo vea desde sus casas y que nuestras jugadoras empiecen a adaptarse y a estar cómodas en la pista”.

Como vemos, un equipo que no tiene miedo a nada, pero que es cauteloso ante su primera oportunidad de conseguir un título.