El escolta de Trinidad y Tobago, de 1,93 metros y 25 años, no ha cumplido las expectativas depositadas en él y el club verdiblanco ha optado por acordar la rescisión de su contrato como paso previo a la adquisición de un nuevo jugador que pueda aportarle al equipo un plus en el perímetro.

Sus números están siendo discretos 6,9 puntos, 1,9 rebotes y un 12 por ciento en triples con 19 minutos por encuentro. Khadeen viene de estar una temporada en blanco por una lesión de rodilla.