El base esloveno fue traspasado a San Antonio Spurs después de haber estado prácticamente inactivo en Toronto. Tras ser cortado, son los Nets los que se hacen con el jugador para que forme una parte importante en su rotación.

Promedió 8.0 puntos, 2.8 rebotes, 1.8 asistencias, 1.0 robos y 0.2 tapones por partido antes de alejarse del equipo canadiense a principios de la temporada regular 2021-22. Como agente libre sin restricciones, se rumoreaba que atraía el interés de varios equipos que se esperaba compitieran por el campeonato de la NBA, incluidos los Milwaukee Bucks.